Final sin solución

25 mayo 2010 at 19:39

Después de 6 años, ha terminado la magnífica serie “Perdidos”. Me gustaría decir que ha terminado a lo grande, que ha tenido el final que la serie se merecía… la verdad, a mi no me lo ha parecido en absoluto, ha terminado, eso sí, le han dado un final, pero para mi, no le han dado una solución.

Yo he sido seguidora de la serie desde el primer capítulo, por mucho que la maltrataron poniéndola a horarios raros, con parones inexplicables y destrozándola con el doblaje y los subtítulos, la originalidad de la serie, de sus personajes y de las tramas, que conseguían mantenerme en vilo durante las semanas hasta que podía ver el siguiente capítulo es lo que ha hecho que como yo, muchos se hayan declarado fans absolutos de Perdidos.

Pues bien, temporadas mejores, temporadas peores (a destacar esta última), ha sido una serie donde se han planteado una serie de cuestiones, una serie de tramas “misteriosas” que han contribuido al éxito de la serie y como no, a la perduración de la misma; ahora, con este final, me ha quedado claro que todos esos enigmas no han sido más que una estrategia para alargar la serie; está bien, no lo sabía, me esperaba otra cosa, y quizás por eso tengo este regusto agridulce por el capítulo final.

El capítulo final en sí, no me parece que esté mal. Tiene momentos realmente buenos, cuando se van encontrando unos con otros y van recordando, las caras que se les quedan, las caras de los que aún no han recordado… todo eso me gustó mucho; y el final pues bueno, de alguna manera tenía que terminar, es un fin, sosillo para mi gusto, pero es difícil contentar a todos. Y no es que no haya entendido el capítulo, o al menos yo creo haberlo entendido; sé que no ha sido un sueño de nadie, sé que no estaban muertos desde el principio, y desde luego sé que todo fue real, los viajes en el tiempo, el incidente, los osos polares… sin embargo, me he quedado con la sensación de que todo sigue en el aire; ha terminado la serie pero no han resuelto prácticamente ninguna de las incognitas que ellos mismos han planteado durante los 6 años, y bueno, como creo que ya no lo van a hacer y no me apetece quedarme con esta sensación de “medias tintas” dentro voy lanzar el listado de mis cuestiones “existenciales” a las que no he encontrado respuesta después de levantarme a las 6 de la mañana esperando encontrarlas.

De acuerdo, no se trataba de explicarlo absolutamente todo, no se trataba de ir en plan enciclopedia cubriendo cada uno de los puntos, pero que se yo, al menos alguno más de los que contestaron; creo que se limitaron a resolver la última temporada como si no hubiesen habido otras 5 antes con sus propias preguntas.

12 pasos: A dieta.

25 abril 2010 at 17:11

No quiero que nadie tome este post como una apología a la delgadez, ni lo interprete como una obsesión malsana a estar hechas un “figurín”; no, no es lo que quiero decir, soy consciente y quiero que todo el que en algún momento lea esto que escribo ahora, sepa que no se es mejor persona ni se siente mejor por estar más delgado/a. Sin embargo, también es cierto que no es para nada sano estar muy por encima del peso que se considera apropiado (y no me refiero al ideal, que la verdad, seamos sinceros, eso de ideal le va al pelo porque llegar a él y mantenerlo más que algo “ideal,” es una utopía).

Simplemente digamos esto, he cogido peso, no me siento orgullosa de ello pero dicen que el primer paso es reconocerlo, así que lo reconozco. Hasta ahora he querido engañarme a mi misma diciendo que en realidad podría perder esos “kilitos” de más en cuanto quisiera, y la cuestión es que nunca era el momento de ni siquiera intentarlo, y ¿por qué?.

Fácil, porque me gusta comer, me encanta la comida, comerla y cocinarla así que tiene bastante lógica que me resulte mucho más fácil coger peso que perderlo; y claro, como eso de la ley del mínimo esfuerzo está intrínsecamente grabado en mis genes, pues voy a lo fácil: Engordar. Y cuál es mi gran problema, que no tengo fuerza de voluntad ninguna, no tengo capacidad para rechazar un dulce, ni ánimos para tomarme una crema de verduritas en lugar de una tortilla de patatas hecha por mi madre (hace las mejores tortillas de patatas que nadie haya probado).

Todo el mundo sabe qué es lo que hay que hacer para adelgazar, qué alimentos se deben evitar y cuáles no debes ni oler… y mira tú que curioso, son justo los que más se te apetecen comer, los más sabrosos, apetitosos; dulces o salados, no importa te los comerías todos de una sentada. Acabo de tomar la firme decisión de empezar una dieta, y ya estoy pensando en recetas tan deliciosas como hipercalóricas… por qué será que sólo por el hecho de ser algo que no deberías comer, se te apetezca más todavía; no importa si es algo que normalmente ni te planteas, de repente sientes la necesidad imperiosa de buscarlo donde sea y deleitarte con el placer de comértelo…

Así que en esas estamos, tratando de no ir corriendo a la cocina y llenar un bol con los ingredientes necesarios para preparar unos gofres calentitos y deliciosos (nota: a mi no me gustan los gofres, pero por Dios que ahora me comería 4). Había pensado que escribiendo esto, haciendo “pública” mi intención de mantenerme a raya con las calorías, me sería más llevadero; si al menos puedo escribir como me voy sintiendo o como lo voy llevando, eso podría apaciguarme. Bueno, pues de momento no sé si me está sirviendo de mucho, es cierto que durante el tiempo que estoy escribiendo no estoy comiendo, pero no puedo asegurar que cuando termine de escribir el post no iré a preparar los gofres… en fin, igual os lo cuento mañana.

Imagen sacada de Directo Al Paladar

Viaje relámpago

8 febrero 2010 at 13:37

bristol1

Esto de viajar en fin de semana está muy bien, te permite visitar sitios nuevos, o no tan nuevos y, supongo que para algunas personas, descansar y desconectar de la rutina. Pero cuando el viaje incluye un trayecto de ida y vuelta superior a las 3 horas… no llegas a tener la sensación de estar fuera cuando tienes que pensar en volver; aún así, soy partidaria de hacerlos cada vez que se pueda.

Como ya adelanté el viernes pasado, Alkar y yo nos hemos dado un paseo este fin de semana por las tierras inglesas de Bristol y Bath, y digo bien con paseo porque no ha dado para mucho más. Conscientes del tiempo que teníamos, elegimos dedicar el viaje a visitar Bath, sin embargo, por cuestiones de horarios de llegada, trenes y demás, pasamos las noches en Bristol (a 10 minutos en tren) para así tratar de ver algo también allí.

Buenas noticias

5 febrero 2010 at 12:16

Bueno, bueno, bueno… El día no podía haber empezado mejor.

Hace un par de semanas, por pura casualidad, encontré una super-oferta para viajar a Bristol, Inglaterra, el fin de semana del 5 de febrero al 7; por tan solo 40 euritos volamos los dos (a este precio es posible que en algún momento haya que bajarse a empujar, ya os contaré 🙂 ), así que esta tarde nos vamos de fin de semana. Además resulta que mañana es mi cumpleaños, no diré los años que cumplo porque aunque aún no tengo que quitarme edad, no quiero que quede ninguna prueba para cuando tenga que hacerlo 😀 . De modo que voy a celebrar mi cumpleños haciendo una de las cosas que más me gusta en el mundo, viajar.

Por otra parte, hoy todo el mundo es amabilísimo conmigo, me felicita, me atiende, se acuerda de mi, con lo que se siente una el centro del mundo; como son las cosas que para querer sentirse especial no hay límite de edad.

Y de momento, y espero que le sigan muchos más, me ha llegado el primer regalo de cumpleaños, un regalo que llevo esperando 4 meses y que me hace muchísima ilusión. A primera hora de la mañana, he abierto mi correo y he recibido la respuesta de la revista a la que hace unos meses mandé un artículo y lo han aceptado 🙂

¿Se podría pedir más?

Carta a los reyes magos

4 enero 2010 at 14:32

Queridos reyes magos,

espero que no sea muy tarde para escribir esta carta y os lleguen mis peticiones de última hora. Empieza otro año y con él muchas cosas nuevas, y otras no tan nuevas, se presentan ante nosotros así que lo mejor será pedir algo que nos sirva para estar preparados.

Empecemos por el trabajo; la situación no parece estar muy bien en este campo en concreto para el mundo en general, yo afortunadamente no me puedo quejar, pero hay muchos que lo están pasando muy mal, muchas familias que están llegando a sus límites para mantener la decencia y la dignidad que tanto trabajo les ha costado ganarse durante tantos años. Sin entrar en por menores de cómo se ha llegado a esta situación, si alguno se lo ha buscado o si están pagando justos por pecadores, creo que lo justo sería pedir un poquito de estabilidad, dicen que con eso no se soluciona el problema pero que es el primer paso, no nos lo vais a dar todo hecho, claro, vosotros traednos eso y nosotros pondremos de nuestra parte.

Aunque el dinero va estréchamente asociado al trabajo, o al menos así debería ser, pediré como si fuesen cosas independientes para asegurarme de que algo caiga. Creo que es un poco absurdo, además de imposible, el pedir que nos toque la lotería a todos, de modo que tendré que solicitar que de alguna manera proveais a todos de lo necesario para vivir, techo y comida; nada de repartir las riquezas y esas cosas que se dicen, que cada uno se gane lo que tiene, pero que le den la oportunidad de ganárselo.

La salud anda un tanto revuelta ultimamente, epidemias, pandemias, virus mutantes… cualquiera pensaría que se trata de una peli de ficción, pero no, la realidad es que o nos quieren distraer con toda esa jerga médica, o realmente deberíamos asustarnos, cada vez aparecen nuevas enfermedades más resistentes que la anterior y nuestra capacidad de adaptación y defensa el mucho más lenta que la de expansión de los microorganismos que las causan. Que tal si nos conseguís una tregua, y a cambio nosotros nos estamos quietecitos con los experimentos, pesticidas, medioambiente… vale, vale, ya veo donde esta el problema.

La familia… bien gracias, y que siga así. En más de una ocasión y de dos, se crispan los nervios y desearías mandarlos a todos bien lejor, no soportas sus bromas, sus chistes y en estas supuestas fiestas familiares es cuando menos te apetece ver a algunos… sin embargo, cuando no los tienes cerca, cuando sabes que te necesitan, o cuando simplemente no has sabido de ellos durante un tiempo, cruzarías cielo y tierra para ir con ellos. Que siga siendo así.

El amor… ah, el amor… ¿qué se pide en este área? amar, que te amen, al final todo esto son curserías y lo mejor es querer y que te quieran, cuidar y que te cuiden, anteponer a otra persona a tí mismo y saber que habrá otra persona que hará lo mismo por tí… esto no tiene porqué estar asociados al enamoramiento que es lo que se entiende cuando se habla de “amor”, así que mejor no nos agobiamos pidiendo encontrar a “la persona amada”, sino mejor pidamos ser importantes para alguien, ser únicos y queridos.

Después de esta larga carta, mis queridos reyes magos, espero que tengais un buen viaje, que no os llueva mucho por el camino pero por si acaso, en lugar de galletitas y leche, os dejaré paragüas y chubasqueros.

Corregir es de sabios…

1 diciembre 2009 at 13:39

Esta mañana camino al trabajo, y como si el cosmos, el carma o los vecinos, quisiesen darme una lección, no pude sin más que agachar la cabeza y hacer proposito de enmienda, y en ello estoy, enmendando.

Ayer escribí un post en el que me quejaba de la falta de lucecitas y de decoración navideña en algunas zonas de Málaga, entre ellas, Eugenio Gross, Pelayo y Blas de Lezo. Pues para mi alegría esta mañana, esas calles que enumeraba, me han recibido con las luces encendidas…

La avenida de Andalucía sigue “a oscuras”, pero igual aún hay esperanzas… y si no, pues al menos veré adornos cada mañana, que me harán llegar con una sonrisa al trabajo, y empezaré el día más contenta 🙂

Si no sabes de qué hablar… habla del tiempo

19 noviembre 2009 at 13:57

lluvia1gj

Aunque pudiera parecer que no tengo nada nuevo que contar o que no tenga temas de “conversación”, la triste verdad es que quiero hablar del tiempo, o del clima si lo preferís.

No voy a contar nada nuevo, no voy a soltar un discurso sobre cambio climático, calentamiento global o efecto invernadero, para eso ya hay expertos que se encargan de que no les hagan ni caso.

Yo sólo quiero recordar, con lástima y añoranza, aquellos años de mi infancia cuando podía pasar una semana entera lloviendo, cuando había meses en los que no veía el sol más de 3-4 días seguidos… ¿Cuánto hace de eso?… puede que 20 años… Parece la letra de un tango, pero no lo es.

Recuerdo ir la colegio vestida con botas de agua salpicando en cada charco, con impermeable y paraguas transparente. Recuerdo ver a la gente abrigada paseando por las calles del centro de Málaga en octubre, y cómo todo el mundo asociaba el frío a los puestos de castañas asadas…

Hoy es 19 de noviembre, según el servicio meteorológico estamos a 25 grados, aunque es raro ver a alguien por la calle llevando un abrigo; pero lo mejor es que podemos sentirnos contentos porque durante la pasada noche llovió durante no más de 30 minutos seguidos… No creo que haya que decir nada más.

Presupuestos poco científicos

7 octubre 2009 at 10:59

no recorte I+D

La crisis económica en España está obligando a gobierno y oposición a tomar medidas, que no pueden más que ser un tanto improvisadas y de corto alcance; se están centrando en capear el temporal con parches que no llegan a nada, y parecen estar esperando a ver qué hacen en otros paises para ver si por osmosis se les arregla la papeleta. Una de las últimas medidas propuestas ha sido una reducción en los presupuestos destinados a investigación.

Tras el anuncio de los recortes en los presupuestos del estado para el próximo año en materia de I+D+I, la gente se ha movilizado y se ha iniciado una campaña en protesta a tales reducciones que, si bien pueden parecer necesarias dada la crisis económica en la que está sumida el mundo, no sirve más que para hipotecar más el futuro de España y los españoles.

La iniciativa, llamada La ciencia en España no necesita tijeras, y cuyo logo está al principio de este post, se formó en poco tiempo y pretende movilizar, a través de las redes sociales, internet y el boca a boca si hace falta, a todo aquel que piense que estos recortes no van a solucionar nada para que lo digan y demuestren su desacuerdo, siempre con civismo, claro está; y yo, como directa afectada por estos recortes (aclararé que mi sueldo sale directamente de estas partidas del gobierno para los CIBER de investigación) no podía más que unirme a ellos.

Una de las acciones a tomar fue que hoy, día 7 de octubre de 2009, todo aquel que quisiera publicase un post en su blog sobre el tema y diese al menos una razón contra “el tijeretazo”, hay algunos muy buenos, como el del blog “mi mesa cojea“… quizás el mío no es ta original, pero esto es lo que pienso:

Recortar el dinero destinado a I+D+I es limitar la capacidad del pais para desarrollarse, para idear soluciones a la crisis, para tener un lugar al lado de las llamadas potencias mundiales; es retroceder en la educación y es volver al mismo error de centrar la economía en un único sector impidiendo que destaquemos, que innovemos y que seamos finalmente libres e independientes del resto de economías mundiales.

A mi me parecen razones de peso… no sé a los demás.

Preparando las vacaciones II.

27 agosto 2009 at 16:40

Pues ya tenemos el destino y el medio de transporte, ahora hay que decidir la ruta que vamos a seguir para que nos cunda el tiempo, y el dinero claro.

Supongo que en todo viaje debe ser lo mismo, o al menos nosotros lo planteamos así siempre que nos vamos “de gira”. En casi todos los lugares que visitis, por no decir en todos, hay mucho que hacer, mucho que visitar, y mucho en lo que invertir tu tiempo, sólo tienes que tener claras tus preferencias y prioridades y organizarte en base a eso.

A mi de Escocia lo primero que me llama la atención es el norte, los castillos y lagos, y aunque sobre el mapa no parece una zona muy extesa, hay tantos sitios que visitar, tantos castillos merecedores de una visita y tantísimos paisajes esperando ser observados que no nos llegaba el tiempo cuando tratabamos de planificar el viaje, sobre todo porque sabíamos que hay mucho que ver, pero no qué ver exactamente, o qué merece más la pena o qué se puede dejar pasar. Ante situaciones como estas lo mejor es acudir a experiencias previas y a recomendaciones de personas que hayan pasado por lo mismo, además de revisar las guias de viajes de la zona a visitar así como las webs de turismo.

Accidente o incidente

3 junio 2009 at 15:10

Hace un par de semanas, tratando de aparcar en el aparcamiento (de pago) del Hospital Civil tuve un “encontronazo” con un coche que me salía por la izquierda. Los daños en mi coche, leves, en el suyo algo peores pero al ir despacito podemos agradecer que a ninguno nos pasó nada.

Momento del choque, lo primero que piensas es que es culpa tuya, entonces, según la capacidad de reacción y conocimientos del código de circulación, analizas la situación, observas las señales de tráfico y te haces una idea de quién tiene la culpa; en este caso: el otro.

Como no es culpa tuya te relajas, y te dispones a salir del coche con todas las de ganar y entonces te pueden pasar varias cosas:
– que la otra persona sea una persona razonable y que se haya percatado de la situación igual que tú y que muy amable y cortesmente te proponga rellenar un parte amistoso, cosa poco común.
– que la otra persona con los nervios del momento no sepa quién tiene la culpa, pero que tratando de llevar la situación de la forma más calmada, escuche lo que estás diciendo y que aún no estando de acuerdo contigo, sepa que al final lo van a arreglar los seguros; esto tampoco me parece que pase mucho.