Nuevo diseño, por fin

26 octubre 2008 at 10:46

Creo que fue en navidades de 2006 cuando comencé a trabajar en el nuevo diseño de El Bidorto. Cuando pasé de blogspot a WordPress mantuve el diseño que tenía allí. Poco después me cansé, y tras mirar cientos de plantillas, elegí una que después descubrí que venía en la instalación por defecto en las versiones de WordPress de aquel momento. Tocaba un cambio…

Pero el problema fue que cuando tenía tiempo, no encontraba una que me gustara. Entonces la encontraba y no tenía tiempo. O a Eyring no le gustaba demasiado. Pero por fin los tiempos y los gustos han sido propicios, y “RocksMyWorld” decora El Bidorto.

Le he tenido que hacer algunos cambios:

  • Cambio de la cabecera, creada por mi basándome en el fondo de este tutorial
  • Reducción del peso de las imágenes… porque la plantilla original cargaba 721kB sólo en imágenes de fondo
  • Nuevos fondos para los títulos y el cuadro de información. Además, el fondo del título cambia en función del autor del artículo
  • Desinstalación de algunos plugins chorras que venían incrustados en la plantilla
  • Reorganización de los archivos del blog
  • Nuevo aviso legal, por un tema que comentaré en breve
  • Gestión de cuenta de usuario directamente desde la barra lateral, sin tener que acudir a la fea interfaz de wordpress (salvo para crear la cuenta y recuperar la contraseña, pero eso también quiero cambiarlo)
  • Traducción al castellano, claro
  • Nuevos fondos para la información de cada post, al pié
  • Numeración en los comentarios
  • Los fondos en los comentarios se van alternando
  • Soporte para tags, sólo que por ahora hay más de 400 artículos sin etiquetar
  • Fondos animados en el menú lateral (en IE no se ven)

Muchas cosas pueden petar, así que si ves algo que no funciona, házmelo saber, por favor 😀

Ah, si quieres que tu imagen aparezca junto a tu comentario, créate una cuenta en Gravatar y la asocias a tu correo electrónico. El Bidorto la usará automáticamente cada vez que comentes.

Esperamos que os guste. Por cierto, como de costumbre, se ve mejor en navegadores de verdad, así que si sigues usando Internet Explorer lo verás peor (y más lento, y con más riesgos).